Desconectarse para volver a conectar: 3 retos para tu día a día

Publicado por UNNI EIRL en

Desconectarse de las pantallas es un reto necesario para conectar con nosotros mismos y con la realidad inmediata que nos rodea. En un mundo hiperconectado como el nuestro, muchas veces nos sentimos ansiosos ante la imperativa necesidad de estar en línea de forma permanente, respondiendo mails y WhatsApp, buscando interacciones y viendo fotos. Esto, sin darnos cuenta que pasamos más tiempo del que deberíamos frente a la pantalla.

Es por eso que hoy en UNNI, decidimos compartir 3 pequeños retos para tu jornada diaria con el propósito de buscar espacios y momentos en los que tus ojos y tu mente descansen y se encuentran con la cotidianidad fuera de la pantalla.

¿Estamos listos?

 

Desconectarse para volver a conectar - UNNI Blog

 

1)   Desconexión al despertar y al acostarte

Muchas veces nos vamos a la cama con el celular en la mano y nos despertamos haciendo lo mismo. Algunos estudios han demostrado que la luz blanca o azulada de los celulares y las computadoras afectan la calidad del sueño y el descanso, debido a que nuestro cerebro interpreta la luz como el comienzo del día y envía señales para estar alerta.

Asimismo, revisar el celular al despertar satura nuestro cerebro con mensajes sin leer y notificaciones sin chequear que te harán iniciar el día con la carga de los pendientes. Te estresarás sin siquiera haber salido de la cama.

¡Y aquí viene nuestro primer reto! Al despertarte, regálate 5 minutos para abrir los ojos, despejar tus pensamientos y sentir tu respiración, la calidad de la luz en tu habitación, la temperatura y cómo se siente tu cuerpo hoy. Esto te ayudará a comenzar el día con tranquilidad.

Y al acostarte, bloquea tu celular y déjalo tan lejos como puedas de tu mesa de noche. De igual manera, regálate 15 minutos al apagar las luces para respirar y prepararte para el descanso. Incluso, es ideal realizar una meditación antes de dormir. Si no sabes cómo, aquí te lo explicamos.

  

Desconectarse para volver a conectar - UNNI Blog

 

 

2)   Apaga tu laptop después de trabajar

Una de las cosas más difíciles que hay es desconectarse del trabajo, en especial en estos tiempos en los que la oficina se ha metido en nuestras casas.

Ponte horarios fijos de trabajo y al terminar las horas correspondientes de tu jornada, apaga tu laptop y asume el reto de no responder mails de trabajo, no revisar listas de pendientes y no avanzar en tareas que fácilmente puedes retomar el día siguiente.

¡Tu mente te lo agradecerá!

 

Desconectarse para volver a conectar - UNNI Blog  

 

 

3)   Haz pequeños descansos

Durante tu jornada laboral toma pequeños descansos de 5 minutos para estirarte, mover tus piernas, tomar agua y sobre todo descansar la vista de la exposición a la luz de la pantalla.

Cierra los ojos cada 20 minutos. No olvides parpadear y desviar tu vista del ordenador hacia un punto lejano para relajar ojos y mente. Por muy pequeños que parecen, estos descansos son muy efectivos para mantener la salud de la vista y la carga de la mente.

Como ves son solo 3 retos. Parecen pequeños pero aplicarlos en tu día a día requieren de constancia y sobre todo de conciencia. ¡Sí! Hacerte consciente de cómo tu cuerpo y tu mente se ven afectados con las acciones diarias que hemos automatizado, casi sin darnos cuenta.

Comienza con estos 3 retos hoy y coméntanos en nuestra redes cómo te ha ido y cómo te sientes.

 

¡Hagamos una comunidad de bienestar! ¡Únete al reto de estar bien!


Compartir esta publicación



← Publicación más antigua Publicación más reciente →


0 comentarios

Dejar un comentario

Por favor, tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados